remo-de-pie-mancuerna_thumb_e1

Cómo hacer remo con mancuernas

Un ejercicio que va genial para tonificar espalda y brazos es el remo con peso.

Es un ejercicio que puede ser muy básico y, al mismo tiempo, se puede complicar muchísimo, para realizar ejercicios muy completos y efectivos.

Con este ejercicio trabajas varios musculares, pero sobre todo los dorsales que son los músculos que traccionan de los brazos hacia el cuerpo y los músculos de los brazos, los más implicados son bíceps y deltoides. También se ejercitan los erectores de la columna, que son los músculos que mantienen recta la espalda, y los músculos abdominales.  Ejercicio ideal para conseguir una espalda fuerte.

Antes de empezar con cualquier ejercicio te damos unas bases comunes que es muy importante que las sigas para un correcto desarrollo  de tu entrenamiento físico y mental:

  • Es muy importante que en las primeras fases,  si no tienes una musculatura fuerte, o no estás acostumbrada, ejecutes correctamente la técnica. Más adelante, y verás cómo será en poco tiempo, podrás poner más peso y variantes a este potente ejercicio.
  • Si tienes oportunidad, ayúdate con un espejo para ver si realizar correctamente el ejercicio.
  • Usa ropa cómoda, prepara un espacio en el cual puedas realizar los ejercicios concentrado. Da igual que sea en el comedor de tu casa o en el parque de tu ciudad.
  • Concéntrate en lo que estás haciendo, en cada ejercicio. Piensa en el músculo que estás ejercitando, focaliza tu energía, no dejes divagar a tu mente. ¡Debes estar aquí y ahora!
  • Lo más importante ahora mismo es tu cuerpo.
  • Ten a mano lo necesario para no perder tiempo y que el rato que dediques a los ejercicios los aproveches al máximo: una botella de agua para calmar la sed, una toalla para secar el sudor, etc.

Vamos allá, te explicamos las bases para realizar bien el remo con peso:

  1. Coloca una mano apoyada en un banco de modo que quede a la altura de tu rodilla.
  2. La espalda siempre bien recta y paralela al suelo, con la mirada ligeramente hacia adelante.
  3. La posición inicial es el brazo estirado hacia el suelo cogiendo la pesa.
  4. El brazo que sostiene el peso realizará una flexión llevando el codo hacia arriba y aproximando el peso hacia la cadera, no hacia el hombro.
  5. Debes mantener la musculatura abdominal en tensión. O sea, aprieta la barriga como fueran a pegarte un puñetazo y tú apretaras los músculos.
  6. Aguanta el peso lo más cerca posible de la cadera durante un segundo.
  7. Baja despacio el peso hasta estirar el brazo.
  8. Repite este ejercicio 15 veces.

Puedes empezar haciendo el ejercicio sin ningún peso, para comprobar tu técnica. Luego puedes empezar cogiendo una botella de agua, por ejemplo. Más adelante ya pondremos más complicación a este estupendo ejercicio.

Coméntanos que tal te funciona este ejercicio. Y cualquier duda que tengas.

Comenzar una Conversación

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *